Venezuela entra en la nueva fase del 7+7 Plus en la lucha contra la COVID-19

El presidente constitucional de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro Moros, anunció que este lunes 5 de octubre, con muy buenas perspectivas, se inicia la nueva semana de flexibilización laboral y social dentro la fórmula venezolana, ahora con el 7+7 Plus para aumentar la protección de los venezolanos dentro del combate contra la pandemia del coronavirus.

“Esta semana a partir de mañana, 5 de octubre, vamos a la nueva etapa del 7+7 PLUS, para culminar el año 2020 en plena unión nacional y disciplina consciente, cuidando a la familia y cuidándonos. La consigna no podría ser mejor, pasaremos del eslogan quédate en tu casa a una consigna más abarcadora: en Venezuela decidimos cuidarnos“. 

El Jefe de Estado encabezó una nueva jornada de trabajo dominical con la Comisión Presidencial para el Control y la Prevención de la COVID-19, donde ofreció el triunfal balance colectivo  de la cuarentena a 203 días en Venezuela, gracias al método exclusivo venezolano que esta semana que inicia tendrá una nueva buena: autoridades darán anuncios para iniciar la Fórmula 7+7 Plus, que preparará las navidades en pandemia.

El objetivo en esta etapa será perfeccionar los tratamientos en octubre, noviembre y diciembre, para celebrar las navidades felices, y pasar el 24 y el 31 de diciembre en familia con medidas especiales de prevención. Dijo que la Fórmula 7+7 Plus será la quinta etapa de la cuarentena venezolana, luego de 4 etapas permanentes previas, que Venezuela activó a lo largo de estas semanas, como parte del balance ofrecido.

Balance tras 203 días:

Recordó que antes de la declaración de la pandemia por parte de la Organización Mundial de la Salud, Venezuela ya había actuado el 7 de febrero con la instalación de la Comisión Presidencial para el Control y la Prevención del coronavirus, la campaña de prevención y comunicación, con atención para pruebas diagnósticas, los PCR, el uso necesario de tapabocas y luego la suspensión de clases presenciales, vuelos y la cuarentena en casa.

“Fuimos el primer país que asumió el tapabocas de manera oficial. Hoy es una verdad universalmente aceptada el tapabocas como principal instrumento de contención del virus”, recordó.

El 11 de marzo la OMS decretó la pandemia, mucho después que Venezuela hiciera los preparativos de la Comisión. Dos días después, el Gobierno Bolivariano anunció el Decreto de Alarma Constitucional y puso a punto el Sistema de Salud Público para la atención inmediata de cualquier caso.

El Jefe de Estado extendió reconocimiento y felicitación a la vicepresidenta Ejecutiva, Delcy Rodríguez, al ministro para la salud Carlos Alvarado y el equipo de profesionales, médicos, personal sanitario, por el tremendo trabajo hecho hasta el momento.

Repudió el ataque de la canalla mediática que comenzó a pronosticar que Venezuela iría a ser el epicentro de la pandemia del continente. La “rata peluda” y sus amos del norte comenzaron a mentir para hacer creer que Venezuela colapsaría.

Segunda y tercera etapas:

“Pero el país, en la segunda etapa, con la cuarentena radical, voluntaria, fue el ejemplo de Venezuela. Todo lo que es marzo, abril, mayo, y logramos el milagro de controlar, llegar a cero casos, en control con medidas a tiempo”, expuso el Presidente, mientras en otros países debieron acudir a toques de queda y represión militar y policial.

En esos tres meses, los casos eran 2 o 3 diarios hasta mediados de julio. A partir de esta fecha, desde Colombia llegó información de inteligencia de que Iván Duque planeaba contagiar a migrantes que se regresaban a Venezuela, luego de sufrir vejaciones, xenofobia y discriminación. Así, los trocheros narcoparamilitares colombianos ejecutaron planes haciendo pasar a miles de venezolanos por pasos ilegales, lo que aumentó la tasa de contagios comunitarios en julio, agosto y septiembre, aunque ahora está controlado.

Comenzó entonces la instalación en frontera por parte de Venezuela en los Puestos de Atención Social Integral (PASI) para atender a más de 140 mil migrantes en retorno, dándole gratis tratamientos, pruebas, cuarentena, alojamiento, alimentación y transporte.

Pero las mafias y paramilitares en Colombia ya habían ejecutado el plan de los exmandatarios colombianos. “No lo olvidemos jamás, anótenlo: Iván Duque y Álvaro Uribe Vélez. Esa fue la tercera etapa que pasamos: el trocherismo. Pero reaccionamos a tiempo y el Gobierno Junto al Poder Popular logramos la movilización para contener y enfrentar esta etapa”.

El Presidente dijo que en conversa con Michelle Bachelet, denunció que las mafias comenzaron a acusar a Venezuela de “estigmatizar” a los migrantes que retornaban, por llamarlos “trocheros”, para tratar de desviar la conducta delincuencial. “Esas ONG’s, disfrazadas de defensoras de los DDHH, empezaron a decir que nosotros estigmatizábamos a los connacionales que venían de regreso. No dicen nada de la xenofobia en Brasil, en Colombia, en Perú, en Chile”, denunció.

“Quisieron culparnos a nosotros pero el trocherismo es una realidad”, dijo el Mandatario Nacional a la alta comisionada de DDHH de la ONU.

Informó que a la fecha más de 117 mil migrantes han sido atendidos en los PASI, mientras 10 mil retornaron por las trochas, lo cual elevó las tasas de contagio en Venezuela. Gracias a la solidaridad de Cuba socialista, y aliados internacionales como China, Rusia, Turquía y otros, se logró ir bajando esta amenaza.

Cuarta etapa: el 7+7

La Cuarta etapa es la fórmula 7+7, siete días de cuarentena y 7 más en flexibilización, que las familias y el país siguen ensayando. “El único país del mundo que tiene método que combina la cuarentena radical, que hay que mantenerla mientras exista el virus, y la flexibilización social, económica. 

“Es la cuarta etapa del combate contra el coronavirus”, manifestó el presidente Maduro, para luego anunciar la quinta etapa: el 7+7 PLUS rumbo a diciembre.

Texto: VTV